Tratamiento de HPV en el hombre

lunes, 12 de junio de 2017

Las lesiones que causa el Virus del Papiloma Humano o HPV en el hombre se pueden originar en cualquier parte del cuerpo ya que su contagio es por contacto de la piel o tejidos mucosos con lesiones virales (HPV) del compañero sexual y con menor frecuencia de objetos contaminados.
En el hombre que presenta lesiones genitales sospechosas de HPV, es de buena práctica hacer un diagnóstico certero mediante un ADN viral realizado por la técnica de PCR, cuya traducción es Reacción en Cadena de la Polimerasa. En su defecto también podremos realizar la técnica de Captura Híbrida siendo esta muy sensible para los virus HPV de alto y bajo riesgo (relacionados y no relacionados con el Cáncer respectivamente) que solamente afecta los genitales femeninos y masculinos. La Captura Híbrida solo nos va a informar la presencia o ausencia de HPV sin especificar el tipo viral, lo que marca una gran diferencia con la PCR que nos informará que subtipo viral o que subtipos virales (pueden coexistir dos o más subtipos virales en un mismo paciente) son los presentes.
Lesiones peneanas.
Como es sabido el Cáncer de Pene se relaciona con el HPV en un alto porcentaje de los casos estudiados, siendo el subtipo viral más encontrado, el HPV 16 (HPV de alto riesgo encontrado en un alto porcentaje de preparados histológicos con Cáncer de Pene).
En base a la tipificación viral sabremos si el o los virus infectantes son de alto riesgo o tumorales o también llamados oncogénicos, o de bajo riesgo solamente relacionados con verrugas genitales u otro tipo de lesiones benignas.
Una ves tipificado el tipo viral se procede a la erradicación de las lesiones verrugosas visibles. Existen varias formas de tratamientos y ello dependerá de la ubicación, la cantidad y el tipo de lesiones que presente el paciente.
Tratamiento de lesiones verrugosas benignas.
Entre los métodos más utilizados para la resección de las lesiones verrugosas benignas o lesiones planas de HPV, son la erradicación con Radiofrecuencia o Láser CO2 y la aplicación de tópicos en forma conjunta o por separado.
En estos casos el pronóstico es excelente y no queda daño alguno en el pene.
Prevención del HPV y del Cáncer de Pene.
Es sabido y en base a nuestra experiencia obtenida mediante el estudio de ADN de las lesiones genitales causadas por el Virus del Papiloma Humano o HPV, que los subtipos virales oncogénicos o también llamados virus tumorales, como pueden ser el HPV 16, 18, 45, entre otros, tienden a comportarse como agentes transformantes. Esto significa que los virus HPV tumorales se introducen en las células del pene y en algunos casos las transforman en cancerígenas.
¿Cómo podemos prevenir el Cáncer de Pene?.
  • En caso de existir lesiones verrugosas de cualquier aspecto se debe hacer la tipificación viral por la técnica PCR.
  • En caso de existir lesiones planas, cambios de coloración en la mucosa del glande o en cualquier epitelio del pene hacer un ADN viral (descartar lesiones no relacionadas con el HPV).
  • En caso de tener HPV tratar los factores agravantes como ser: enfermedades que disminuyan las defensas del organismo, HIV, estrés crónico, enfermedades autoinmunes, tabaquismo, consumo de drogas, relaciones sexuales controladas, diabetes, infecciones peneanas recurrentes, otras enfermedades de transmisión sexual, higiene apropiada, buena alimentación, ejercicio.
  • Controlar a la pareja sexual. Se sabe que hombres que mantienen relaciones con mujeres infectadas por el virus HPV tienen más riesgo de desarrollar lesiones precancerosas de pene (PIN).
  • Disminuir el ADN viral. Significa tratar todas las lesiones visibles.
  • El uso de preservativos disminuye el riesgo de lesiones en la cabeza del pene o glande y en la parte superior del tronco. Cabe aclarar que no brinda una protección total.
  • Realizar controles periódicos.
  • Tratar a la pareja sexual.
  • Tratar correctamente las lesiones precancerosas de pene (PIN).
Lesiones por HPV en escroto, ano, periné.
Las lesiones por el Virus del Papiloma Humano o HPV también se puede presentar en la piel y tejidos que recubre a los testículos a lo que se llama escroto, en el ano, en los tejidos perineales y en la piel contigua a los genitales.
El tratamiento del Virus del Papiloma Humano o HPV se debe realizar con el mismo criterio que en el pene.
¿Por qué debemos tratar al HPV en el hombre?
  • Prevenir el contagio a otras personas.
  • Evitar el Cáncer en el caso de infecciones por virus tumorales.
  • Hacer un tratamiento estético.
  • Mejorar la calidad de vida.
  • Evitar trastornos psicológicos.
  • Tener una vida plena (familia o pareja).

HPV EN EL HOMBRE

Las infecciones por el Virus HPV afectan a millones de hombres en todo el mundo. Cada vez se están haciendo más estudios científicos que relacionan los diferentes subtipos de HPV con lesiones más o menos agresivas en distintas partes del cuerpo.

El Virus del Papiloma Humano o HPV en el hombre, se contagia con mayor frecuencia por transmisión sexual y se puede localizar en distintas partes del cuerpo. Las lesiones se ubican con mayor frecuencia en el pene, ano, piel contigua a los genitales, boca y todas aquellas partes del cuerpo que se expongan a un contacto directo con el virus.

Pene y escroto.

El Virus HPV se puede presentar con forma de verrugas o Condilomas Acuminados que suelen comprometer la cabeza del pene o glande, la corona o parte inferior del glande, el prepucio que es la piel que recubre al glande, el surco balanoprepucial, el meato uretral, el cuerpo del pene y el escroto (piel que recubre a los testículos). Las verrugas o Condilomas Acuminados que se presentan en el pene pueden ser únicas, pero también se pueden presentar como múltiples lesiones abarcando diferentes áreas.

Existen lesiones de pene que están relacionadas con el Cáncer. La Eritroplasia de Queyrat que es una lesión roja aterciopelada sobre el glande y sobre la cara interna del prepucio, la enfermedad de Bowen que es una lesión roja, costrosa, como sobre elevada con límites definidos localizada en la piel del cuerpo del pene y la Papulosis Bowenoide que es una lesión papular de color marrón, rojo oscuro que compromete la piel del cuerpo del pene.

Estas tres entidades fueron relacionadas con el HPV 16 que también es el causante en la mayoría de los casos del Cáncer de Cuello Uterino en la mujer.

Existen otras enfermedades como la Condilomatosis gigante o también llamado tumor de Buschke-Löwenstein que se caracterizan por ser una lesión muy voluminosa con forma de coliflor, muchas veces ulcerada que da el aspecto clínico de una lesión maligna, siendo el resultado de múltiples condilomas acuminados que confluyen entre sí. Este tipo de lesiones presentan mucha agresividad local que se manifiesta con destrucción de tejidos y siempre está relacionada con HPV de bajo riesgo como ser el 6 y el 11. Puede estar asociada también a un carcinoma invasor.

La confirmación diagnóstica de la infección por HPV en el hombre se debe realizar en forma sistemática y de distintas formas.

Observación directa del pene y del escroto.

En el caso de verrugas o Condilomas Acuminados de mayor tamaño se podrán ver a simple vista.

Colposcopía o visión con lente de aumento: en este caso se procede a la observación del pene en su totalidad luego de ponerle una solución de Ácido Acético al 5%. Esto se realiza envolviendo los genitales con una gasa que contenga dicha sustancia durante un período de 3 minutos. La inspección debe ser sistemática desde el meato uretral, pasando por el glande, el cuerpo del pene, el escroto, la ingle, el ano, y la región perianal.

PCR y Captura Híbrida en el hombre (HPV TEST)

Así como en la mujer, en el hombre es posible realizar un Test de ADN para realizar un diagnóstico de certeza en cuanto al Virus HPV. La toma de muestra se realiza ya sea con un pequeño cepillo así como también puede ser tomada mediante una biopsia de les lesiones.

En el hombre es importante también realizar el HPV TEST ya que existen virus relacionados con el Cáncer de Pene y otros virus relacionados con simples verrugas o Condilomas Acuminados benignos.

Biopsia dirigida a la lesión.

Además de las técnicas antes nombradas, ante una lesión sospechosa es importante realizar una biopsia ya que nos permitirá saber el origen de la misma previniendo de esta forma que el paciente llegue a un cuadro avanzado, como ser un Cáncer de Pene.

Lesiones anales, perianales, rectales, en la ingle, bucales y en otras partes del cuerpo.

El examen en el hombre también deberá hacerse en la mucosa anal y región perianal, rectal en casos avanzados ya que el Virus HPV también se relaciona con el Cáncer de Ano y Recto. Las verrugas anales se observan con gran frecuencia en hombres y deben se tratadas ya que aquí también se ha demostrado relación con el Cáncer y diferentes subtipos de HPV. Por otro lado la lesión puede progresar hacia el recto siendo aquí su tratamiento más dificultoso ya que debe realizarse bajo anestesia.

Otras áreas frecuentes donde podemos encontrar verrugas son la región inguinal y la piel que rodea a los genitales.

Menos frecuente pero también posible es una infección en la cavidad bucal. La infección por HPV de la lengua, labios y de la cavidad bucal está asociada a menudo con infección genital. Los tipos de HPV que se hayan con mayor frecuencia son el 6 y el 11 tanto el lesiones de lengua y paladar como en otro tipos de lesiones. También se han encontrado virus de alto riesgo como ser los subtipos 16, 18 y 31.

Tratamiento del HPV en el hombre.

Consiste en erradicar las lesiones producidas por el Virus HPV, ya sea mediante tratamientos médicos o quirúrgicos que generalmente son indoloros y minimamente invasivos.

Es importante hacer un diagnóstico y un tratamiento temprano ya que las lesiones por HPV en el hombre tienen gran importancia no solo por su relación con el Cáncer sino desde lo estético y calidad de vida.

Hay que tener en cuenta también la importancia de examinar a la pareja sexual.

Biología molecular para el diagnóstico del Virus del Papiloma Humano cuya abreviatura es HPV.

En los últimos años se han incorporado dos grandes avances científicos con respecto al diagnóstico del HPV así como también para prevenir su contagio.

Avances científicos:

HPV TEST (PCR y Captura Híbrida); vacuna preventiva para el contagio del HPV.

El Test de HPV mediante técnicas de patología molecular nos permite a diferencia del Papanicolaou un diagnóstico certero del Virus del Papiloma Humano. La PCR es una técnica indolora que consiste en la toma de material celular, de la misma forma en que se realiza un Papanicolaou pero a diferencia de este tiene una sensibilidad del 100%, es decir, que no existe la posibilidad de falsos negativos cuando la toma se realiza correctamente.

Mediante la Captura Híbrida podemos obtener información sobre la presencia de los Virus del Papiloma Humano relacionados fundamentalmente con la infección en los genitales y además nos advierte sobre la presencia de virus relacionados con el Cáncer de Cuello Uterino o simplemente con algunos virus benignos relacionados con simples verrugas.

Vacuna para el HPV:

Actualmente existe una vacuna que nos previene contra los Virus del Papiloma Humano 6 y 11 que son los virus más relacionados con las verrugas genitales y contra los Virus del Papiloma Humano 16 y 18 que son los virus relacionados con el Cáncer de Cuello Uterino en un 70% de los casos.

En nuestro centro aconsejamos realizar rutinariamente el TEST HPV junto con el Papanicolaou para evitar que la infección por HPV llegue a transformarse en una enfermedad maligna como el Cáncer.

Tanto la PCR como la Captura Híbrida han pasado a ser técnicas rutinarias en países del primer mundo ya que se ha demostrado que muchas mujeres que habían realizado controles ginecológicos anuales mediante el Papanicolaou y que siempre había dado un resultado normal, tenían el Virus del Papiloma Humano que con el tiempo se transformó en una lesión cancerosa.

Virus del Papiloma Humano

Virus del Papiloma Humano

Técnica de detección por PCR y Captura Híbrida.


La detección del Virus del Papiloma Humano o HPV se realiza de distintas formas. Por el momento las técnicas más utilizadas siguen siendo el Papanicolaou y la Colposcopía.

Mediante las técnicas de Patología Molecular podemos hacer un diagnóstico certero sobre la presencia o ausencia del Virus del Papiloma Humano o HPV en distintas partes del cuerpo humano.

En varios países se utiliza la Reacción en Cadena de la Polimerasa (PCR) y/o la Captura Híbrida como técnicas de primera línea para hacer diagnóstico de HPV y prevenir de esta forma la aparición de lesiones tumorales fundamentalmente en el cuello uterino.

Mediante la Reacción en Cadena de la Polimerasa o PCR podemos obtener el subtipo viral infectante y de esta forma controlar adecuadamente al paciente, teniendo en cuenta que existen virus benignos y otros de mayor riesgo relacionados con el Cáncer. Otra ventaja de realizar un Test de ADN para saber el subtipo viral tiene que ver con la vacunación preventiva contra los subtipos 16 y 18, relacionados en un 70% con el Cáncer de Cuello Uterino y en otras partes del cuerpo como ser vulva, vagina, ano, pene, etc.; y contra los subtipos 6 y 11, relacionados en un 90% con verrugas genitales tanto en el hombre como en la mujer. Cabe aclarar que la vacuna sólo será efectiva contra el o los subtipos virales no detectados de los cuatro mencionados.

¿Cómo se realiza una PCR y/o una Captura Híbrida en el consultorio?

La técnica empleada es totalmente indolora y se practica de la misma forma que un Papanicolaou. Con el paciente en una camilla ginecológica, se coloca un espéculo vaginal y luego mediante un cepillo especial se toma la muestra del cuello uterino. El cepillo es guardado posteriormente en un tubo con un medio de transporte que es enviado al laboratorio de Patología Molecular para su estudio.

De la misma forma se toman muestras vaginales, vulvares y de zonas con probable infección por el Virus del Papiloma Humano o HPV.

En caso de que el paciente ya tengan un diagnóstico obtenido mediante una biopsia o un Papanicolaou también es posible tipificar al virus estudiando dicho material. Y lo mismo se puede hacer biopsiando una lesión verrugosa o con sospecha clínica de HPV.

Preparación.

Para realizar un Test de HPV en el consultorio es importante no tomar la muestra durante el período menstrual y no colocarse óvulos u otro tipo de medicación intravaginal los días previos al estudio.

Ventajas.

La importancia de realizar una técnica de ADN junto con el Papanicolaou y la Colposcopía radica fundamentalmente en la prevención del Cáncer de Cuello Uterino en la mujer, y también otros tipos de Cáncer debidos al Virus del Papiloma Humano (HPV).

Implementando en forma rutinaria el Test de ADN es prácticamente imposible no hacer un diagnóstico temprano de HPV.

Consultas al (011) 4381-2009.

Virus del Papiloma Humano.

El Virus del Papiloma Humano (HPV) pertenece a una familia de virus ADN (Ácido desoxiribonucleico) con 150 subtipos genéticamente diferentes, de los cuales 85 fueron completamente secuenciados.

El Virus del Papiloma Humano (HPV) no afecta a otras especies, como su nombre lo indica solo causa infecciones en el ser humano.

El Virus del Papiloma Humano (HPV) tiene como target el epitelio cutáneo y las mucosas. Cada subtipo de HPV tiene preferencia por alguna parte del cuerpo causando por ejemplo verrugas.

Las verrugas plantales y las verrugas planas de la piel generalmente están asociadas a infecciones por HPV 1, 2, 3 y 4.

Los HPV 5 y 8 causan enfermedades raras de la piel como la Epidermodisplasia verruciforme de los cuales un 40% de los pacientes progresan al Cáncer.

Los HPV 6 y 11 causan condilomas genitales, anales, papilomas en en tracto aéreo y digestivo superior (con más frecuencia en laringe).

Las infecciones por HPV 16, 18 y otros tipos virales como el 31, 33, 45, etc. afectan el epitelios escamo columnar o también llamado escamoso del cuello uterino, pene, ano o del tracto aéreo digestivo. Estas lesiones pueden progresar de un condiloma benigno a una displasia y posteriormente a un Cáncer. Se estima que mundialmente 600.000 pacientes desarrollan un Cáncer debido al Virus del Papiloma Humano (HPV) cada año.

Cuando los Virus del Papiloma Humano (HPV) tumorales son detectados a tiempo el Cáncer puede prevenirse. Por el momento existen pocos medicamentos antivirales y vacunas preventivas fueron aprobadas hace 2 años para su venta masiva. Se están ensayando vacunas terapéuticas y otros tipos de vacunas preventivas contra más tipos virales que las que actualmente existe en el mercado.

La mayoría de los virus HPV tienen una genética similar en cuanto a su organización funcional que consiste en una región que controla la trascripción y la replicación, una región llamada E que codifica las proteínas para la replicación, regulación y la modificación del citoplasma y el núcleo de las células huésped y además posee una región llamada L que codifica las proteínas de la cápside viral.

Un sistema inmune no alterado modula la actividad de los virus HPV protegiendo al organismo de las infecciones por mecanismos aún desconocidos. En pacientes inmunosuprimidos, con defensas bajas, se pueden reactivar o agravar infecciones latentes dando lugar a cambios celulares patológicos como las displasias epiteliales o el Cáncer.       

Prevencion HPV

Vacuna para el Virus HPV
  • Actualmente existen vacunas preventivas contra las infecciones por Virus HPV evitando de esta forma reducir altamente el Cáncer de Cuello Uterino y todas las lesiones relacionadas con los Virus HPV 6, 11, 16 y 18.
  • También previene contra el Cáncer vaginal, Vulvar y Anal relacionados con el Virus HPV.

Prevencion del HPV en el Hombre

Prevención del Virus del Papiloma Humano en el Hombre (HPV)
Tanto en el hombre como en la mujer las infecciones causadas por el Virus del Papiloma Humano (HPV) son motivo de trastornos físicos y psicológicos que con el tiempo alteran la calidad de vida de los portadores.
El HPV en el hombre se caracteriza por la aparición de lesiones genitales y en otras partes del cuerpo que hayan estado en contacto con el virus. Dichas lesiones generalmente adoptan la forma de verrugas que pueden variar en cantidad, tamaño y forma. Existen aproximadamente cien subtipos virales distintos que se diferencian y clasifican acorde a su ADN (información genética) y al riesgo que presentan de transformar células normales en cancerígenas.
El HPV en el hombre se relaciona con el cáncer de pene, boca, ano, vías respiratorias, etc. Dependiendo fundamentalmente de la persistencia viral en el sitio de infección y del subtipo viral infectante.
Prevención
Muchas veces no es posible que el propio paciente detecte sus lesiones ya que muchas veces  el virus se encuentra en fase latente o sub clínica donde su detección certera debe hacerse mediante técnicas de ADN como ser un estudio llamado PCR (reacción en cadena de la polimerasa).
En otras ocasiones es el mismo paciente quien detecta verrugas o alteraciones que antes no percibía, lo que motivan a la consulta. Es muy frecuente que el hombre también consulte por que a su pareja le han detectado HPV.
¿Cómo se puede prevenir las infecciones por HPV en el hombre?
Es muy importante la consulta médica con el especialista y ante la mas minima sospecha realizar un estudio de ADN que tiene alta sensibilidad y también es específico, lo que informará si el virus tiene relación o no con el cáncer. Saber que subtipo de HPV o que tipo viral presenta el paciente también es muy importante para alertar a la pareja. Si la pareja sexual tiene HPV deberá consultar ya que es muy probable el contagio. En caso de notar lesiones verrugosas no sólo en genitales es importante que haga una consulta en forma preventiva. Los pacientes que presentan fimosis o inflamaciones crónicas del glande y del prepucio generalmente presentan mayor riesgo de infección viral y esto es debido a que se dificulta la higiene en dicha región anatómica. Los hombres que tienen múltiples parejas sexuales tienen mayor riesgo de infección viral por HPV y por lo tanto deberán aumentar sus controles.
Los Hombres  que presentan enfermedades del sistema inmunológico, como ser HIV no controlado, enfermedades autoinmunes o reciben medicación que baja sus defensas tienen mucho mayor riesgo de contagio y las lesiones suelen ser mas difíciles de tratar.
En pacientes inmunosuprimidos con las características anteriormente descriptas es de gran importancia realizar un estudio de ADN para saber el subtipo viral infectante. Esto se debe a que existe una relación mucho mayor con el cáncer cuando las propias defensas no ayudan a combatir al virus.
Los pacientes con circuncisión tienen menor riesgo de presentar cáncer de pene e infecciones virales por HPV.
El tratamiento de las lesiones debe realizarse en todos los casos con la técnica mas apropiada ya que dichas lesiones se contagian por contiguidad o roce, es decir que con menor cantidad de lesiones habrá menor posibilidad de autocontagio y persistencia viral.
El tratamiento de la pareja sexual es un factor fundamental para evitar la persistencia de las lesiones ya que tiene poco sentido el tratamiento de uno de los integrantes mientras el otro sigue con sus lesiones.

Metodos Preventivos para el Virus HPV en la Mujer

  • Realizar controles ginecológicos cada 6 meses a 1 año (realizar examen ginecológico, Papanicolaou y Colposcopía, Microcolpohisteroscopía, Técnicas de Captura Híbrida o PCR, todo esto en forma rutinaria indicada por el ginecólogo).
  • Pareja estable.
  • Evitar tener relaciones sexuales ocasionales sin protección.
  • Buena alimentación.
  • Realizar actividad física.
  • No fumar.
  • No compartir prendas íntimas, toallas y evitar posibles lugares contaminados como ser baños públicos.
  • Realizar controles durante el embarazo.
  • Cesárea preventiva en caso de mujeres embarazadas infectadas por el Virus HPV (cuadros avanzados).
  • En caso de ya tener Virus HPV realizar el tratamiento adecuado para cada caso y controles periódicos tratando de erradicar la infección por el Virus HPV del organismo.
  • Tratar la expresión viral (verrugas y otras lesiones causadas por el virus HPV).
  • Tramiento y/o control preventivo de la pareja.
  • Prevencion Avances

    Biología molecular para el diagnóstico del Virus del Papiloma Humano cuya abreviatura es HPV.

    En los últimos años se han incorporado dos grandes avances científicos con respecto al diagnóstico del HPV así como también para prevenir su contagio.

    Biología molecular para el diagnóstico del Virus del Papiloma Humano cuya abreviatura es HPV. La decodificación genética de el Virus del Papiloma Humano ha permitido descubrir aproximadamente cien subtipos virales distintos. Actualmente es posible hacer un diagnóstico certero del subtipo viral infectante al cual se le asignará un número según un consenso internacional. El estudio genético del Virus del Papiloma Humano (HPV) comenzó hace algunas décadas donde se pudo identificar por primera vez al HPV 16. Dichas investigaciones fueron llevadas a cabo ya que en los estudios efectuados sobre el cáncer de cuello de útero (Estudios anatomopatológicos) se pudo determinar que la mayoría de los canceres tenían asociada una infección por el virus HPV (Virus del Papiloma Humano). Más tarde se descubrió que al HPV 16 y se vio que era el causante de aproximadamente el 50% de los canceres de cuello uterino por estudios estadísticos efectuados en Europa y Estados Unidos. Dicha observación permitió estudiar otros patrones genéticos virales y llevo al descubrimiento de todos los subtipos virales que existen y se pueden diagnosticar actualmente mediante técnicas de ADN específicas.

    Al mismo tiempo se empezó a desarrollar una vacuna preventiva contra los subtipos virales más frecuentemente aislados y que serían responsable en un 70% del origen del cáncer de cuello uterino (HPV 16 y HPV 18). Por otra parte se detectaron subtipos virales benignos que sólo ocasionaban verrugas en los genitales y en un alto porcentaje de los casos se debían al patrón genético de los subtipos virales 6 y 11.

    En los últimos años se han incorporado dos grandes avances científicos con respecto al diagnóstico del HPV así como también para prevenir su contagio.

    Estos avances son la incorporación de estudios de ADN para la detección temprana del Virus del Papiloma Humano lo que nos permite realizar una prevención a tiempo y por otro lado el desarrollo de vacunas recientemente aplicadas en forma masiva.

    Avances científicos:

    HPV TEST (PCR y Captura Híbrida); vacuna preventiva para el contagio del HPV.

    El Test de HPV mediante técnicas de patología molecular nos permite a diferencia del Papanicolaou un diagnóstico certero del Virus del Papiloma Humano. La PCR es una técnica indolora que consiste en la toma de material celular, de la misma forma en que se realiza un Papanicolaou pero a diferencia de este tiene una sensibilidad del 100%, es decir, que no existe la posibilidad de falsos negativos cuando la toma se realiza correctamente. Mediante la Captura Híbrida podemos obtener información sobre la presencia de los Virus del Papiloma Humano relacionados fundamentalmente con la infección en los genitales y además nos advierte sobre la presencia de virus relacionados con el Cáncer de Cuello Uterino o simplemente con algunos virus benignos relacionados con simples verrugas.

    PCR: Mediante esta técnica de patología molecular podemos saber exactamente que virus es el que esta infectando, pudiendo determinar el subtipo viral entre los más de cien subtipos existentes actualmente.

    Vacuna para el HPV: Actualmente existe una vacuna que nos previene contra los Virus del Papiloma Humano 6 y 11 que son los virus más relacionados con las verrugas genitales y contra los Virus del Papiloma Humano 16 y 18 que son los virus relacionados con el Cáncer de Cuello Uterino en un 70% de los casos.

    También se ha desarrollado otra vacuna preventiva contra los Virus HPV 16 y18 que a su vez protegería indirectamente contra el HPV 45.

    La protección de las vacunas debe ser bien evaluada a largo plazo ya que existen otros subtipos virales relacionados con el cáncer y además debemos descartar una infección preexistente antes de aplicar la vacuna.

    En nuestro centro aconsejamos realizar rutinariamente el TEST HPV junto con el Papanicolaou para evitar que la infección por HPV llegue a transformarse en una enfermedad maligna como el Cáncer. Esto nos permite pronosticar el alcance preventivo de la vacunación.

    Tanto la PCR como la Captura Híbrida han pasado a ser técnicas rutinarias en países del primer mundo ya que se ha demostrado que muchas mujeres que habían realizado controles ginecológicos anuales mediante el Papanicolaou y que siempre había dado un resultado normal, tenían el Virus del Papiloma Humano que con el tiempo se transformó en una lesión cancerosa.